En peligro de extinción. Las redes sociales están acabando con la buena ortografía. Ya casi no se ven algunas especies literarias… comas, puntos, tildes y mayúsculas están en peligro de extinción…